Prevención: ¿cómo combatir las alergias estacionales?

Icono de calendarioviernes, 20 de septiembre de 2019

Prevención: ¿cómo combatir las alergias estacionales?

La llegada de la primavera implica días más largos, temperaturas agradables, la posibilidad de realizar mayor cantidad de actividades al aire libre pero con ellas también llegan las alergias: estornudos, picazón de nariz, falta de aire, tos, picazón de ojos, prurito o ronchas y urticarias, entre otros síntomas.


La alergia es una reacción de hipersensibilidad a una sustancia que produce síntomas característicos si se inhala, ingiere o toca. En Argentina, una de cada cinco personas de entre 4 y 55 años padece de rinitis alérgica, una de las patologías más frecuentes.Los vientos característicos de esta época del año arrastran el polen de algunos árboles y éste se adhiere a la mucosa nasal, la garganta y la conjuntiva de los ojos, produciendo estornudos, goteo nasal, nariz tapada y picazón de oído entre otros síntomas.


Es importante destacar que, cuando los síntomas son muy frecuentes y difíciles de controlar, es fundamental consultar al médico.


Existen tratamientos llamados desensibilizantes, que permiten reducir los efectos de las reacciones alérgicas. Estos, según recomendaciones de la OMS, se mantienen entre 3 y 5 años, dependiendo de la evolución y respuesta clínica del paciente.


IOSFA te ofrece una cobertura de 1 (un) tratamiento desensibilizante cada 30 días, por sistema de reintegro. ¿Cómo puedo saber más? Haciendo click aquí


Te dejamos a continuación algunos tips para minimizar los síntomas y evitar situaciones molestas:



  • Usar anteojos de sol para evitar molestias en los ojos.

  • Si vas en auto, viajar con las ventanillas cerradas.

  • Usar aspiradora en vez de barrer.

  • Sacar de la habitación cosas que acumulen polvo como alfombras, cortinas de tela y edredones.

  • Limpiar todos los días los muebles de la casa con un paño húmedo.

  • Ventilar la casa a la mañana y cerrar las ventanas a la tarde.

  • Si es posible, evitar salir a la calle en las horas de mayor concentración de polen, a la mañana y a la tarde.

  • Colgar la ropa adentro de la casa para evitar que el polen se acumule en ella.

  • Los días en los que hay mucha concentración de polen es conveniente darse una ducha al llegar casa y cambiarse la vestimenta para eliminar el polen que se haya acumulado sobre la piel, el pelo y la ropa.